Griffith: El nacimiento de un arte

Montevideo
Griffith: El nacimiento de un arte

En 1914, cuando David Wark Griffith completó El nacimiento de una nación (The Birth of a Nation, 193 minutos, versión restaurada por el moma), Hollywood tenía menos de dos años, y esta película de más de tres horas fue uno de los primeros largos de la historia del cine. En varios lugares el cine alcanzaba duraciones imprevistas: en Italia Cabiria, de Pastrone; en Suecia varias películas de Sjöström y Stiller; en Estados Unidos El romance desinflado de Tillie (Tillie’s Punctured Romance), de Mack Sennett con Charles Chaplin, y algunos ensayos previos de Griffith: La conciencia vengadora (The Avenging Conscience, sobre Poe), Hogar dulce hogar (Home Sweet Home). Antes de Hollywood el cine se exhibía a cinco centavos la entrada en barracones (nickel odeons los llamó la ironía de la época), y las películas de un rollo de diez minutos se producían al amparo de los derechos de invención de Thomas Edison, aunque en Europa el emporio Pathé Frères desde 1902 utilizaba patentes de los Lumière. Pero el cine era todavía una curiosidad de feria, para espectadores analfabetos que pagaban una moneda y se espantaban ante el primer plano de Justus Barnes disparando a la cámara en El robo del gran tren (The Great Train Robbery, Edwin S Porter, 1903, 12 minutos), como antes el público más culto de París huía despavorido del tren que se venía encima en La llegada de un tren a la estación (L’arrivée d’un train en gare de La Ciotat, Auguste y Louis Lumière, 1895). Con El nacimiento de una nación la entrada pasó a valer dos dólares de la época.

http://brecha.com.uy/index.php/cultura/2778-griffith-el-nacimiento-de-un-arte

Read More!
  • Arte madí ingresa al MNAV
  • FBI, arte y activismo
  • El arte después de los artistas
Griffith: El nacimiento de un arte

arte Griffith nacimiento



Recent Posts

Comment for Griffith: El nacimiento de un arte



WP Theme & Icons by N.Design Studio
Entries RSS Comments RSS Log in